09 abril, 2012

LUGAR DE SUEÑOS


Lugar de Sueños


Y estaba sentado en una banca, al frente suyo el obelisco de Mollendo.
Hacia un poco de frio, por momentos muy breves se precipitaba un poco de garua como diciendo o dando muestra o señal de que en cualquier momento se nos cayera el cielo.
El chico esperando el bus para su viaje; retorno a casa, esperando  esta. Pensando  en ella junto la música de una canción que escuchaba desde su celular, instantes eternos, de Leuzemia. Se sumerge y piensa, fantasea y entra en un campo que nunca intento explorar, lo distrae una luz potente, al instante alzando la mirada  con sobre salto se percata que era un camión y no el bus. Retornó a su estado primario, pero ahora sintiendo el cansancio del día trascurrido en sus ojos, el sueño y cansancio hacen provocar un escalofrió, en ese mismo instante se apaga la música, la batería del celular se termino, sin más remedio, solo le queda esperar un transporte para llegar a casa.
Un taxista al frente de la banca estaba conversando con otra persona, el sonido llenó el silencio que dejo por un segundo el fin de la música, al instante se sumaron el ruido de todo a su alrededor, como que si antes no hubiesen estado, los autos de la avenida, el sonido de los distintos motores, los clacson y sonidos aleatorios de todo llegaban a los oídos del chico.
Se pregunta cuánto tiempo tendrá que esperar, la tos vuelve como algo incontenible. Algo comienza a molestar, el bostezo es inminente, por reflejo se lleva un brazo al rostro, este último con la boca  abierta y así tomar la gran bocanada de aire para que luego expulsar de la manera más larga permitida en ese estado, de pronto siente un adormecimiento, el cuello se tensa, la lengua se contrae.
El taxista ya solo, resguarde sido del frio en su taxi esta, esperando algo o alguien, no se sabe.
El chico se apoya al espaldar de la banca, sus manos en el cuello tratan de verificar el inconveniente, no puede mover la mandíbula, la boca abierta, los ojos saltantes, se para el chico, se ve algo raro en él, se enrójese, trata de hablar, no puede, trata de respirar, no puede, trata de pedir ayuda y solo logra caer a un metro del taxi.
El chofer distraído en un comienzo vio con interés al muchacho que se acercaba, habrá pensado que iba a solicitar sus servicios pero grande fue su sorpresa al verle su cara de pavor y luego desplomarse al suelo.
El cuerpo tendido en el suelo mojado por la baba y las lagrimas,  en su ayuda apareció el chofer y un transeúnte que pasaba por ahí en ese instante, HOSPITAL  se  oyó, el caballero le dijo al chofer  llevémoslo al  hospital de inmediato, le está dando un paro respiratorio.
En ese instante paso el bus que nunca tomaría, en ese instante era introducido en el taxi. En ese instante yo desperté.
El cuerpo del desafortunado estaba pálido, la  mirada perdida con los ojos semi abiertos, se ve que es entrado en una camilla ya en el nosocomio…
Un grito se escucha horrorizando a todos los presentes.
Alguien que lo conocía dio un grito de dolor, el cuerpo sin vida aparente paso por los pasillos de frente a sala de trauma shock.
Horas después un médico le dice a una enfermera; le tendré que decir a la madre que su hijo está vivo, pero por la gravedad del cuadro que presenta dudo mucho que despierte.
¿Entro en un coma doctor?
Así es.

Fin.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

invito a comentar los distintos relatos, cuentos, cronicas , para que asi de esamanera me pueda servir de ayuda para seguir mejorando.